SLIDER

Bienvenido!
Este es un blog que pretende comentar todas las manifestaciones artísticas que me gustan y que pasan por mi vida: las artes plásticas, la danza, la música, la literatura, el cine, la televisión, y hasta la fotografía.
Bienvenidos a mi mundo. Espero que me visites de vez en cuando y me dejes tus comentarios.

Toronto: una ciudad muy alternativa





Hola ¿Qué tal? 


Sin proponérmelo, cada semana te he presentado  una ciudad diferente la cual he tenido la dicha de visitar. Ahora le toca el turno a Toronto. Te voy a hablar de una ciudad llena de rincones muy artísticos, tiendas de encanto,  restaurantes muy internacionales y de un museo que se adaptará a la horma de tu zapato! ¿Te quedas conmigo?


Toronto tiene edificios icónicos como la torre CN o el estadio de los Blue Jays ademas de la bahía con sus pequeñas islas. Si la visitas por primera vez, no dejes de pasearte por ellos. Sin embargo, si tienes más tiempo, o si tienes la oportunidad de visitarla varias veces, yo  te propongo adentrarte  a lugares bohemios y más artísticos. En esta oportunidad mi hija de 19 años fue mi guía perfecta.


Primero caminé por la zona del Chinatown, la cual es bien extensa y cubre calles principales como Spadina o Queen. En Spadina encontré una tienda de discos de vynil para quitarte la respiración: Sonic Boom Records


Después nos dirigimos al Black Market, una tienda vintage con ropa de segunda mano. Mis hijas no querían salir de ese sótano así que pasamos horas entre jeans de todas las épocas, camisetas de los Simpsons, y gorras de todos los colores. 


Al salir, seguimos descubriendo más tiendas alternativas como Lavish & Squalor. Una tienda con un café muy chic llena de ropa y accesorios muy al estilo hipster y para bolsillos un poco más exquisitos. 


Vimos el edificio de la universidad más bella del mundo mundial,  la OCADEscuela de Ontario en Arte y Diseño. Además tomamos fotos de los tranvías que recorren la ciudad desde todos los puntos cardinales.  


Para finalizar este día tan activo, nos fuimos a comer a una pastelería japonesa que se llama Uncle Tetsu's Japanese angel cafe


Lo recomiendo al 100% por varias razones. Primero, la decoración es una belleza con muebles color rosa y verde menta.



Las mesoneras tienen un uniforme de cafetería de los años 50 y te entregan el menú en forma de periódico que te lo puedes llevar a casa. Sus tortas de queso,  helados, y cafés de Matcha son riquísimos. El café tiene  precios muy accesibles para todos los bolsillos.




  Adicionalmente, tienen un rincón para tomarse fotos las cuales  te envían a tu correo electrónico de forma gratuita. ¿Verdad que provoca visitarlos?






Al día siguiente comenzamos nuestras andaduras por el Kensington market. Yo, la obsesionada por los murales, no dejaba de tomar fotos de cada esquina, poste, y casa de la zona.


 Allí comimos en una cafetería  para luego entrar al maravilloso mundo de Blue Banana Market. Para explicar el concepto de la tienda, puedo decirte que es un enorme mercado donde encuentras todos los objetos que se puedan coleccionar. Tienes desde jabones, tés, pasando por medias, camisas, tarjetas de cumpleaños, calcomanías, papelería de scrapbooking, bisutería, utensilios de cocinas, lencería y pare de contar. Honestamente, esta tienda es un peligro, todo es bonito y nada costoso. 


Seguimos nuestra caminata con un día que cada vez se ponía más gris y caluroso. Así pues, llegamos al barrio Koreano y visitamos dos tiendas que son un sueño para los amantes de la papelería. La primera se llama Hanji gifts.  Allí habían millones de sellos, papeles y libretas de infarto. Tarjetas que se pliegan y se transforman en lo que se te ocurra, mensajes bonitos, bolígrafos únicos. 


La segunda tienda se llama Just you, Sarah and Tom y se especializa en papelería y pequeños regalos orientales de esos que todos soñamos con tener como Hello Kitty, Melody o simplemente pokemons. Cartucheras, gomas de borrar, bolígrafos, calcomanías, billeteras, cintas para zapatos, medias, peluches. Esos detalles que te gusta comprar cuando tienes 7 años o cuando tienes 40.



 Además la señora de la tienda era  muy amable y cada objeto que compras en la tienda lo envuelve con papel de regalo y lazo; una belleza!


Recuerda que puedes visitar todos estos lugares con los enlaces que te dejo y haciendo doble click


El chaparrón era inminente así que nos metimos en: el Bata Shoe Museum. Es un museo muy amigable que se recorre fácilmente y tiene muchos datos curiosos sobre la historia del calzado, las modas, y los materiales utilizados. Cuenta además con una sala de calzados de famosos de todos los tiempos quienes han donado sus zapatos icónicos. El padre de nuestro actual Primer Ministro Justin Trudeau, el también primer Ministro Pierre Elliot Trudeau, donó unas sandalias muy peculiares.


Después de pasar la lluvia torrencial, terminamos el día comiendo unas hamburguesas coreanas que fueron el hit del viaje. Una amiga de IG me recomendó el lugar por ser muy económico y con comida deliciosa. Banh Mi Boys es un  pequeño deli que efectivamente, no defraudó. Nosotros comimos Club Bao con las famosas papas fritas        kimchi fries. 




Si gozas de más tiempo en la ciudad, te recomiendo dos museos que necesitan suficiente tiempo para ser apreciados y disfrutados:     La Galeria de Arte de Ontario: AGO y el museo real de Ontario: ROM.     


Ya de vuelta en casa solo puedo decirte que disfruté mucho de esta ciudad y que espero visitarla muy pronto. ¿Tú has estado en Toronto?¿Qué te gusta de ella?


Gracias por leerme y hasta la próxima!




3 comentarios

  1. Qué bonita ciudad!! Como siempre, me has hecho viajar y disfrutar de un ciudad que no conocía, gracias. Ese plato de postres en esa cafetería tan coqueta tenía que estar delicioso. Cultura, ocio, gastronomía y familia una buena combinación, verdad? Un beso guapa!!

    ResponderEliminar
  2. La ciudad me encanta esos rincones llenos de belleza y cosas tan llamativas, y ese café japonés Ohhh qué bonito yo quiero ir, besitos guapa

    ResponderEliminar
  3. I love the area.
    Visible SEO
    Every section of the city has it;s own little universe.

    ResponderEliminar

© ARTEando
Maira Gall